fbpx

GM deja de instalar calefacción en los asientos de sus vehículos

La medida se toma debido a la escasez de microchips que persiste en la industria automotriz.

Por: Julián Afonso Luis / @JAL69 (Twitter)

GM Company comenzará a reducir el equipamiento electrónico de algunos de sus productos en EE. UU., con el fin de encarar la dificultad al renovar sus inventarios de microconductores.

Según informaron medios locales como Automotive News y GM Authority, la medida entró en vigencia durante el mes de noviembre y afectará principalmente a vehículos de tipo utilitario (SUV), crossover y camionetas pick-up.

La decisión también se extenderá al volante de dirección, que dejará de tener la opción de calefacción.

Según las informaciones generadas al respecto, la decisión se extenderá durante todo el ciclo de fabricación de modelos para 2022; es decir, entre noviembre de 2021 y octubre de 2022.

En principio, GM dejará de instalar volantes y asientos con calefacción en varios modelos de su actual portafolio, pero no en todas las versiones. Será posible, en todos los modelos afectados por la restricción, obtener este tipo de accesorios, pero habrá que comprar el nivel más alto de dotación.

Las pick-up estándar Chevrolet Silverado y las utilitarias deportivas Chevrolet Traverse están en la lista, a menos que se pida el nivel tope de gama, que se designa como High Country. Lo mismo aplica para sus contrapartes en GMC, el Sierra y el Acadia, excepto para las versiones Denali de ambos productos.

Otros modelos que dejarán de producirse con volantes y asientos con calefacción son la pick-up mediana Chevrolet Colorado y su contraparte, el GM Canyon.   También ocurrirá lo mismo con los SUV medianos Chevrolet Blazer, Chevrolet Equinox y GMC Terrain.

No es una solución transitoria

Chevrolet Silverado

Es posible que, de agravarse la situación de suministro de microchips, GM Company opte por reducir el equipamiento electrónico en otros modelos de su portafolio.

Por el momento no se considera aplicar ninguna restricción en el equipamiento electrónico de los productos de las divisiones Cadillac, Buick y GMC Hummer.

En GM estiman que reducir la cantidad de accesorios electrónicos puede ser una mejor solución que reducir la producción de vehículos, a la espera que la situación de suministro de chips se normalice.

La supresión de los asientos y volantes con calefacción se hará de tal modo que, en el futuro, los compradores de vehículos sin estos accesorios puedan instalarlos como opción en algún concesionario GM, cuando la situación mejore.

Por lo pronto, GM ofrece a los compradores de los vehículos afectados por la medida incentivos a la compra entre US$150 y US$500. Estos montos cambian de acuerdo con el modelo y la versión; así mismo, pueden canjearse por otras opciones, por descuentos en las operaciones de servicio o por bonos de consumo en los concesionarios.

Recientemente, BMW Group anunció que, debido a la crisis en el suministro de chips, dejará de instalar pantallas táctiles en muchos de sus modelos. Se espera que, a corto plazo, otros fabricantes anuncien medidas similares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *